Formas de consolidación del Terror en la dictadura militar del ’76

elterror.jpgEl Terror ha sido un tema recurrente a lo largo de la Historia. Como forma organizada de impartir el miedo para instaurar un determinado orden social, lo tenemos presente en la revolución francesa en la forma de la “república jacobina” de Robespierre, el comunismo de guerra tras la revolución rusa, tras el movimiento campesino con Mao, y desde luego los ejemplos más representativos en la figura de los regímenes totalitarios de corte fascista y nazi. Si bien en todos estos casos citados habría que realizar sus respectivas aclaraciones, diferencias ideológicas y particularidades, nos encontramos con que ya se trate de una revolución o de un golpe dictatorial, la intención principal del Terror es instalar un pensamiento dominante a través del miedo, el cual inhibe toda capacidad de reacción; o al menos la disminuye significativamente.

En el caso de la última dictadura militar en Argentina, nos encontramos con un esquema cercano al fascismo, pero inspirado desde un sector social que se considera aristocrático en sí mismo, y defensor de los valores tradicionales de la “Nación Argentina” ante una democracia de masas que amenaza el “status quo”, y que es fuertemente rechazada. Con esta particularidad se establecerá un Terrorismo de Estado después de la guerra civil que algunos autores han denominado “Guerra de clases”, complementando el concepto marxista de la lucha de clases, al recalcar con fuerza la diversidad de sectores sociales e intereses en torno a una coyuntura especial tanto en Argentina como en el mundo: inestabilidad política, social y económica para el primer caso, y el auge de la Guerra Fría para el segundo.

En el siguiente trabajo se intentará caracterizar las diferentes formas de consolidación del Terror a partir de 1976 (realizando principalmente un análisis ideológico y político en torno a formas de dominación desde el Poder Simbólico), con la finalidad de comprender las características de un régimen militar que marca un corte profundo con las estrategias utilizadas por intentos anteriores.

Descarga el recurso completo desde aquí:

  El Terror en la dictadura militar del '76
» 110,6 KiB - 959 descargas - (Ayuda para éste recurso)
Ensayo sobre el rol del terror durante la última dictadura militar argentina.

¿Puede el historiador estudiar su presente?

La historia del presente tiene mucho que contar sobre las sociedades presentes y contribuir al análisis de nuestro tiempo, sin embargo ésta no sólo es interpretación, implica trabajo, fundamentar y es aquí la diferencia con otras disciplinas de las ciencias sociales: para el historiador el problema no son las causas sino las consecuencias. Pues entonces, el presente ensayo tiene como propósito presentar al lector el nuevo campo historiográfico, considerando los elementos que tiene que tener en cuenta el historiador del tiempo presente a la hora de estudiarlo. Ahora partamos de las siguientes interrogantes ¿Puede el historiador ser un ente crítico de su tiempo? ¿Puede el historiador estudiar su presente?

El profesor Julio Aróstegui, uno de los investigadores que más ha aportado al debate (por lo menos en habla hispana) y a la construcción de la historia del presente, deja bien en claro la posibilidad y viabilidad de la historia del presente, con sólidos argumentos, lo cual da la sensación de que acalla a los historiadores más conservadores e intransigentes que niegan cualquier innovación que salga de los parámetros establecidos.

Descarga el ensayo completo aquí:

  ¿Puede el historiador estudiar su presente?
» 121,5 KiB - 1.113 descargas - (Ayuda para éste recurso)
En torno a las problemáticas de la Historia reciente.

Acontecimiento y memoria en la Historia del tiempo presente

La Historia del Tiempo Presente nos motiva a preguntarnos no sólo de nuestro presente sino también, sobre nuestro pasado reciente. Al respecto, ¿Qué cosas debe tener en consideración el historiador del tiempo presente en su reconstrucción del pasado reciente?

Bueno, primero que los acontecimientos históricos no hablan por sí solos, es necesario el esfuerzo de todos para encontrar su significado. En ese menester, el rol del historiador es el de un profesional que reconstruye el pasado desde el presente. Si existe una demanda social por conocer el pasado, esto sucede porque los acontecimientos no acaban en el momento en que ocurren, sino que están relacionados con la época presente y además, condensan un sin fin de resignificados que se expresan en lo que llamamos memoria. Para seguir leyendo este ensayo, puedes bajarlo desde aquí:

  Acontecimiento en la Historia reciente
» 48,6 KiB - 1.696 descargas - (Ayuda para éste recurso)
Ensayo sobre la forma de hacer Historia bajo la corriente de Historia del presente o reciente.

Página 2 de 212