Moctezuma y Cortés

Dos hombres, dos formas diferentes de ver el mundo: profesía y tradición vs. oratoria y codicia. ¿Quién de los dos ganará?

¿A veces no te preguntas porqué si el imperio azteca contaba con cientos de miles de guerreros no pudo parar la voluntad de unos centenares de conquistadores codiciosos? mucho me dirán “Mario, ¡Qué pregunta tan obvia!, ¡Fueron las armas!” pero yo no estaría tan seguro de que esa condición fuera determinante. Estamos hablando de los aztecas, una cultura que fue lo suficientemente inteligente como para crear un sistema represivo imperial altamente militarizado y simbólico (por medio de la religión), que con ayuda de una diplomacia astuta y las convenientes conexiones comerciales y sociales pudo yuxtaponerse a la voluntad de varias culturas regionales, por mucho que les pesara.

lienzotlaxcala.jpgEs posible que la cosa pase por otro lado, y me parece interesante el análisis que hace Tzvetan Todorov al respecto, introduciendonos al perfil psicológico de las personalidades de Moctezuma II y Hernán Cortés. El propone algunas posibles razones de la caída del imperio: la personalidad ambigua de Moctezuma, la presión interna de los enemigos del imperio azteca, la superioridad de las armas, pero más importante que estas últimas la importancia que da Cortés a la interpretación de SIGNOS.(1)

Tanto el emperador como el conquistador eran intérpretes de signos o señales, la diferencia radica en qué cosas ponían énfasis ambos. Para el Azteca, la relación de los hombres con el mundo era de suma importancia, puesto que se suponía que en la naturaleza se expresaban sus diferentes dioses. Por lo tanto, las profecías y los presagios constituían la forma de saber la voluntad de los dioses. El universo seguía un curso cíclico, donde destrucción y vida eran igual de importantes, y los signos de ambos procesos se repetían y se expresaban en la naturaleza (huracanes, tornados, terremotos, erupciones volcánicas, la lluvia, la sequía, etc.) La llegada de Quetzalcóaltl, la serpiente emplumada de la civilización y la sabiduría, coincidía con la llegada de Cortés. ¿Quién es este que usa barbas, que habla otra lengua, y se viste de forma diferente?, ¿Será la serpiente que ha vuelto a reclamar su reino? El emperador intentaba responder a estos interrogantes, pero ni con su consorte de adivinos y mensajeros podía comprender quién era realmente ese extraño. Las acciones que el conquistador cometía no estaban memorizadas en su tradición oral inmutable y conservadora, ni en los hechos repetitivos de su universo cíclico. El emperador confirmaba o refutaba las profesías según el trancurso de los acontecimientos, la palabra siempre fue muy importante. Pero con Cortés, el emperador calló, puesto que no podía vaticinar nada de alguien a quien no conocía. Los espías y ancianos le informaban continuamente sobre los movimientos del enemigo, pero ante malos augurios los encarcelaba o los mandaba a matar. Probablemente porque muerto el portador, muerto el presagio:

Si para Moctezuma la relación del hombre con el mundo lo era todo, para Cortés la relación del hombre con el nombre era aún más importante. El conquistador era en realidad un hidalgo pobre en su tierra natal, y la única institución educativa que toleraba este perfil de alumno era la Universidad de Salamanca. Allí aprendió dos herramientas que serían cruciales para sus aventuras en América: la oratoria y el arte de la imagen. Una le servía para engañar al emperador por medio de un buen discurso, donde predominaban demostraciones convincentes de su “divinidad” y la de sus compañeros de conquista. La otra habilidad, le permitía aparentar costumbres refinadas con las cuales demostrar que eran hombres de bondad. Pero Cortés no pudo engañar a los indios ni llevarse el oro si no fuera por sus intérpretes: Marina (Malintzi) y Jerónimo de Aguilar (2). La mujer no era azteca, sino una tlaxcalteca vendida como esclava a los mayas, pero conocía el lenguaje del imperio de los mexicas. El segundo, fue un náufrago de una expedición española anterior que convivió con los mayas y aprendió su lengua y costumbres. Cortés aconsejaba hasta a sus huestes:

En poco tiempo, el conquistador supo manejar la situación a su favor, concretar interesantes alianzas con los pueblos vencidos por los aztecas (como Tlaxcala), mantener controlados a cientos de miles de hombres por medio de su emperador, perder Tenochtitlán en su “noche triste”, y recuperarla otra vez con un asedio brutal de tres meses. Podrían haber sido las armas y la tecnología de gran ayuda pero… sin su capacidad de interpretar a los hombres probablemente no habría llegado a nada.Bibliografía de Consulta:

(1) TODOROV, TZVETAN: La Conquista de América. El problema del otro, Editorial Siglo XXI, México, 1991, Cáp. II: Conquistar.

(2) SÁNCHEZ ALBORNOZ, NICOLÁS:Historia de América Latina, Alianza, Madrid, 1985.

Esta entrada fue publicada en Historia, Historia Americana, Multimedia e Imagen, Recursos y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

29 respuestas a Moctezuma y Cortés

  1. Cavmi dijo:

    Hello from Italy! Your blog is fantastic! Please, if you have just a free minute, visit me back and leave a comment with your link, so other Italian people will be able to visit you! Thank you!;-D
    Cavmi

  2. Ophelias dijo:

    Si bien la hipótesis de Todorov tiene bastante fundamento -para ampliar el tema, te recomiendo Gruzinski, Serge (1994): La guerra de las imágenes. De Cristóbal Colón a Blade Runner (1492-2019). México:FCE- es indudable el aporte realizado por los aliados de los españoles como los tlaxcaltecas, pueblos que se encontraban bajo el yugo mexica y que encontraron en la coyuntura, la oportunidad para negociar su liberación. Sin el apoyo de estos pueblos, la conquista hubiera sido imposible. (Digamos que la Conquista es la inevitable suma de sus partes, ¿no?).

  3. Despistado dijo:

    Caballerete, antes de lanzar hipótesis debería usted repasar la geografía española. De esa manera, se daría cuenta de que la Universidad de Salamanca se encuentra a 600 kilómetros de la Universidad de Sevilla y no incluida en ésta…

  4. Mario Molina dijo:

    Gracias por tu aporte Despistado. Pero seguimos siendo humanos, no?… Saludos Caballerete. ;-)

  5. YAXC dijo:

    Me encanta todo lo relacionado con la historia de México,
    realmente me parece muy apacionante. la Guerra de Imagenes,
    esto es un verdadero acierto, no podemos decir lo contrario,
    ya Dalí nos ha dado muestras concluyentes de esto y de como
    podemos llegar hasta inhospitos sitios mediante este fenomeno.

  6. DianaXx! dijo:

    ♥Me parece Interesante que te interroges a tí mismo!
    por eso simpre hay que empezar!!
    Me gusto tus pensamientos!
    bueno nos vemos! chao !♥

    galindo_diana (arroba) live.com.mx (mtra de Historia)

  7. Mario dijo:

    SENORES por favor ya dejen de creer que el emperador Moctezuma II penso que los Espanoles eran dioses.Que no se dan cuenta que todo esto fue una conspiracion contra el Emperador por los espanoles que venian con cortez y que sigue hasta el dia de hoy.En primer lugar Moctezuma sabia la clase de”dioses”que era cortez y el punado de muertos de hambre que venian con el.Esta claro que el emperador sabia que estos supuestos dioses comian como el,sangraban ,como cualquier mortal y eran de carne y hueso.Claro esta que estos dioses no tenian mujer ni hijos,y muriendose de hambre.Ahora bien los aztecas y sus aliados eran mas de 26 000 000 millones de guerreros contra 500?Esta claro que no eran rivales.Entonces por que perdieron la guerra contra los espanoles muertos de hambre.Esta claro que fue La Viruela,y las demas enfermedades ya todo lo demas lo saben.Me refiero a la derrota y al mal trato que le dieron a los 800 000 Indios que sobrevivieron.

  8. Alex dijo:

    Estoy de acuerdo en que el Emperador Azteca Moctezuma II siempre supo que los espanoles no eran dioses.Pero mi pregunta es la sigiente.Si sabia que no eran dioses,que podia derrotarlos y aplastarlos porque no lo hico?Mi conclucion es la siguiente.La curiosidad,si tuvo que ser la curiosidad.Pienso que en esa epoca seria como si en esta epoca llegaran los marcianos y claro esta que pudo mas la curiosidad que cualquier otra cosa.Bueno es solo mi teoria tal vez pueda estar equvocado,pero creeo yo que haci fueron las cosas.

  9. Mario Roberto Molina dijo:

    Mario: Para nada dije que Moctezuma II fuera ingenuo, por supuesto que sabía lo que estaba pasando, porque tal como se menciona en el artículo, sus mensajeros le mantenían informado sobre los movimientos de los recién llegados. Lo que ocurre es que para el mundo azteca la validez de los signos de las divinidades por medio de los presagios era fundamental. Algunas fuentes hablan del ‘emperador mudo’ haciendo alusión a que esos signos no llegaban y todos estaban impacientes esperando la palabra de moctezuma, pero él tenía por los menos DUDA sobre los acontecimientos que estaban ocurriendo. Incluso entre sus allegados, recibió opiniones de que los españoles no eran dioses (Cuitláhuac y Cuauhtémoc se encontraban dentro de ésta línea). Desde luego la explicación biológica (la de las enfermedades) es muy convincente y real, porque cuando se da la resistencia de los mexicas éste factor actuó como debilitador (además que en la segunda arremetida de Cortés luego de la “Noche Triste”, los españoles habían cortado el suministro de agua por los acueductos hacia Tenochtitlán), pero es un factor más para analizar un proceso tan complejo. Es decir, fueron muchas las causas.

    Alex: Sobre Moctezuma II se cree, a partir del análisis de las mentalidades que hace Todorov (aunque hay desde luego, otras teorías), que lo que llamamos curiosidad en este caso fue dar el beneficio de la duda a las intenciones de los europeos. El transcurso de los acontecimientos revelaron tales intenciones. De hecho, la matanza del Templo Mayor por parte de Alvarado, fue ‘la gota que derramó el vaso’ para los mexicas que ya venían organizando la resistencia.

  10. Martha dijo:

    Yo pienso que la historia de moctezuma Xocoyotzin II tiene dos caras, como cualquier otra y despues de 500 anos no es facil sacar concluciones.En lo personal ,sin tratar de ofender a nadie me gustaria dar mi punto de vista que tal vez pueda estar equivocada ,que es lo mas probable.El emprador azteca y su pueblo sabian que Quetzalcoatl fue un guerrero tolteca muy valiente ,y al morir en combate su alma fue echa una estrella, la mas brillante.Esta claro que Cortez no era ese dios.Pero leyendo el articulo los comentarios y los contestados llego a mi propia conclucion un poco confundida que me gustaria saber si Moctezuma fue un superticioso , y muerto de una pedrada o que fue lo que sucedio relmente.Puesto que el emperador era muy inteligente y no suena muy corente, el cambio y actitud de este emperador, o sea de la noche a la manana ese cambio,en fin me gustaria oir un comentario mas convincente,y de antemano si alguien me saca de dudas de antemano le doy las gracias

  11. Mario Aburto dijo:

    Sr Mario Roberto Molina . Menciona en su comentario que para el mundo Azteca la validez de los signos de las divinidades por medio de los presagios era fundamental y algunas fuentes hablan del emperador Mudo haciendo alusion a que esos signos no llegaban etc,etc.Todos sabemos que en Mexico como en grecia y Roma la historia fue escrita por los vencedores con sus particulares tendencias justificadas de sus actos.Obiamentelos relatos de los presagios y cosas extranas que inventaron los cronistas espanoles para dar un cariz mesianico a la llegada de Cortez y un tinte profetico a la muerte de Moctezuma Xocoyotzin.Historia que no es historia porque trata de ocultar la realidad de los echos ocurridos por medio de un mito de caracter epico como puede coprobarse en textos existentes y comentarios.A los vencidos no les quedo mas que callar,obedecer y no pensar en discutir.

  12. Mario Roberto Molina dijo:

    Estimado Mario Aburto: Tu comentario al respecto me parece excelente, y obviamente apoyo tu moción de que los mexicas para nada eran ingenuos, y que mucha de las reconstrucciones que nos llegan hoy son desde las mentiras que nos vendieron los vencedores. Obviamente no me estoy refiriendo a los presagios mesiánicos al estilo: “los mexicas creían que Cortés era Quetzalcoált”, eso ya sabemos que pudieron estar manipulados por los conquistadores; sino a los habituales que se pueden encontrar en su tradición oral. De hecho Quetzalcóaltl, fue para ellos una persona de carne y hueso, probablemente un sacerdote o jefe regional de los tiempos de la toltequidad. A él se le atribuye la creación de la ciudad de Tula, y otros lo relacionan directamente con Teotihuacán. Para la cultura mexica, que toma muchos rasgos de la toltequidad, él era una especie de héroe civilizador.

    Por favor, no tomen el texto de Todorov como un tajante texto de historia lineal, porque no lo es. Está hecho desde las mentalidades, y su propósito es aventurar una posible explicación de cómo era el pensamiento dominante de la cultura mexica, y la cultura invasora en el momento de su “encuentro”. Los capítulos más importantes son descubrir, conquistar, y amar. Si los leen se darán cuenta que está lejos de ser un texto tradicional y pro-vencedores, y que aporta muchos datos valiosos sobre lo que fue un gran genocidio llevado a cabo por una cultura invasora que en aquellos tiempos tenía una mirada del otro sumamente negativa y basada en la idea del enemigo.

    Por favor Mario, no te quedes con ésta entrada solamente. Explora el blog y te darás cuenta que hemos crecido bastante desde aquella entrada en lo que a Historia latinoamericana se refiere, y más áun sobre la de los pueblos originarios. Saludos cordiales.

  13. Mar dijo:

    Si cortes no hubiera conquistado al imperio azteca otro lo hubiera echo en su lugar todo era cuestion de tiempo.Tal vez de una manera mas cruel o menos cruel pero el final seria el mismo.La relidad es la realida.Los aztecas eran sanguinarios al igual que sus vecinos.Sacarte el corazon,cortarte la cabeza,los brasos etc,etc.No creo estar muy de acuerdo con mis antepasados,lo siento pero es la verdad.Obiamente en la gran tenochtitlan estaba la sangre de los sacrificados siempre presente .En los escalones del templo mayor se podia oler y ver desde la distancia y constantemente se podian encontrar restos humanos.Ahora bien si te atrevias a mirar a moctezuma te sacaban los ojos si le hablabas sin que te lo pidiera,la lengua, tambien no le podias dar la espalda o ya sabes,al sacrificio.Claro esta que eran unos barbaros y sin piedad.No se porque tanto odio,pienso yo que si los aztecas no hubieran sido tan sanguinarios el resultado de su final fuese muy diferente al ya ocurrido.La realidad es que moctezuma fue superticioso al igual que todo su pueblo y sus vecinos.Hoy en la actualidad en pleno siglo XX1 los decendientes de los aztecas creen en los horoscopos y cualquira se cree doctor y no falta en que pueblo te digan que planta medicinal tomar para la tos o para el resfriado etc,etc,Cuantos no te han contado historias de dinero enterredo y de gente que se aparece en fin un monton de superticiones ya de herencia por nuestros ancestros.

  14. Mario Roberto Molina dijo:

    Mar, me alegro que hayas dejado un comentario sobre el artículo. Al observar lo que comentas noto que miras la historia de la irrupción europea en América con los ojos del presente… ¿Tú sabías que el sacrificio era visto en la sociedad mexica como el máximo honor que un hombre o una mujer podía ofrecer para la continuación del universo? Las personas en su actuar cotidiano incluso se hacían marcas y heridas rituales con tal de complacer a sus dioses. Ahora bien, no discuto el odio que los pueblos sometidos tenían hacia los aztecas, puesto que ciertamente las políticas imperiales fueron muy duras y represivas.

    Discrepo cuando dices que tanto los mexicas como otras culturas mesoaméricanas eran “bárbaras”, hace mucho que no se utiliza el esquema “civilización-barbarie”, tenemos que desterrar ésta idea que del otro lado del charco nos trajeron la “luz” o la “civilización”. ¿Es civilizada la opresión que hace siglos venimos viviendo?

    Por último, las culturas mesoamericanas tenían sus propias creencias, no superticiones. Tenían formas de entender la naturaleza diferente a las percepciones actuales, por eso no los podemos entender. Lo de los horóscopos y otras cosas que señalas no son más que el negocio que algunos se hacen dentro del marco del capitalismo, pero no hay que generalizar a partir de éstas situaciones las problemáticas de los descendientes de pueblos originarios.

  15. Abel dijo:

    No creo estar de acuerdo con mi hermano:Pienso que las cosas siempre pasan por algo,me refiero a la conquista o invacion o como la quieran llamar.Me pregunto:Que hubira pasado si los espanoles no nos hubieran descubierto por lo menos 200 anos despues.Para mi esta claro que los aztecas no hubieran evulucionado en 200 anos al grado de ganar una guerra a los espanoles.Creo que debemos estar orgullosos de tener sangre arabe,espanola e indigena.Pienso el dia en que todas las razas se unan unas con otras y quede una sola raza,entonces no habra guerras ni descriminacion y ni sabremos si fuimos desendientes de moctezuma xocoyotzin o de Hernan Cortes.

  16. Mario Roberto Molina dijo:

    No comparto tu opinión Abel, eso de las “razas” no existe: desde nuestros orígenes los seres humanos vivimos del mestizaje no hay pureza de “raza”, ni nada parecido. Además tu idea de que por constituir una sóla “raza” se van a resolver los problemas es algo muy ingenuo y roza la ignorancia. En tu comentario predomina un relato ahistórico, informate lo que pasó en la región americana con los pueblos originarios, y después vení a hablar. Saludos.

  17. Abel dijo:

    Tal vez mi comentario roza de Ignorancia y como dices tu Mario Roberto Molina,eso de las razas no existe.Permiteme decirte con todo respeto que esta muy equivocado.El termino raza ea utilizado para hacer referencia o los grupos en que subdividen las especies animales,incluyendo el homo sapies.La mayor parte de la especie humana por una unica Raza y esta se divide en 4 Causoide,Negroide,Mogoloide,y Australoide.Lamento no tengas la capacidad mental de haber tratado de ver el mesage en mi comentario.Obiamentelas categorias raciales humanas usadas popularmente se basan en los caracteres biologicos visibles,mayormente la pigmetacion de la piel o los rasgos faciales y fisicos de las personas,es eso alo que yo me referia una SOLA ESPECIE HUMANA,en fin creo no ser muy intelectual ,de todas maneras creeo yo no se nesecita para poder opinar en tu exelente pagina,que ademas de ser exelente das muy buenas contestaciones a los comentarios mal escritos,sin insultos y con animos…exepto el mio,en fin lo dicho dicho esta,Saludos y feliz ano nuevo

  18. Mario Roberto Molina dijo:

    Hola Abel, mil perdones si fui ofensivo con mi comentario, lo que pasa es que no podemos asociar conceptos de las ciencias naturales y pretender que siempre se apliquen a toda la humanidad en su conjunto. Si bien la teoría de la evolución es de las más aceptadas (y que sin dudas ofrece un marco explicativo más adecuado que la teoría creacionista), tiene un soporte ideológico que provienen de la cultura occidental (y más que nada de una clase, la burguesía), que siempre ha querido posicionarse por encima de las demás. Y como la realidad humana es una realidad física, pero también cultural, no es aconsable guiarnos por el concepto de raza, que deriva del evolucionismo positivista en el que hoy muchos creen (fijate sino el Sr. Bush y sus camarillas imperiales).

    A ésto quería referirme. De nuevo, mil disculpas si fui ofensivo o demasiado impulsivo. No fue mi intención tratarte como ignorante. Lo que pasa es que a veces recibimos comentarios que cuadran con posiciones nazistas y/o discriminatorias, que hoy en día son inaceptables. Saludos, y feliz año para vos también.

  19. Jerjes dijo:

    Estimado caballero:
    Saltando por la red he hallado estos escritos con los que no estoy de acuerdo y espero decirle el porqué.

    Usted, como la mayoría de la gente de izquierda está repleto de culpa. Quizá crea que estos analisis deberían estar exentos de ideología, y eso creo yo, pero la historiografía está empapada de ideología, por desgracia.

    El gran motor de la ideología de hoy en día es la culpa. Cualquier occidental que se precie de serlo se siente culpable. La culpa le hace sentirse mejor porque piensa que el horror o hambre que se padecen en otros lugares es culpa suya – cosa que no es cierta- pero la culpa le hace sentirse bien.

    Es curioso que se hable siempre de la maldad española en América, pero usted no oirá nunca a un español hablar de la maldad romana en España que conquistaron y arrasaron la Península Ibérica. Quizá porque asumimos que reducir la historia a un cuento de buenos y malos es convertirla en una versión compleja de Caperucita Roja. Y es analizar hechos del pasado con moral del siglo XXI.

    Los romanos conquistaron pero trajeron paz y estabilidad. Cuando hay paz y estabilidad la gente comercia con el de al lado y eso la enriquece. La gente vive mejor y sabe que bajo los romanos hay ciertas leyes que les protegen si el vecino les quiere robar o matar. Y eso es lo que trajo Roma. Por supuesto que mataban gente, pero es que los pueblos conquistados también se mataban entre sí. Al final resultará que los celtas y germanos eran monjitas buenas que predicaban amor universal.

    Las elucubraciones sociales sobre la conquista de Cortés es muy divertida pero bastante infecundas a mi parecer. Cortés ganó porque era hábil, porque era inteligente, porque se dio cuenta de que los aztecas eran más superticiosos y se aprovechó de ello. Cortés era diplomático cuando tuvo que serlo e implacable cuando tuvo que serlo. Además, los castellanos eran guerreros forjados en 700 años de Reconquisita contra el musulmán. Eran un pueblo bélico que sabía pelear. Traían arcabuces, cañones y mastines. Pero también sabían combatir con estrategia: desplegarse y cerrarse cuando así era necesario. Cortés hizo puentes y barcos, demostrando que era heredero de la misma habilidad manual que Julio César. Los aztecas usaban armas de piedra y no conocían la rueda.

    Por supuesto que hay civilizaciones o culturas o pueblos -llámelos como quiera- que son mejores que otros. Ya sé que queda precioso decir que el bien y el mal no existen y que todo depende del cristal con que se mire -relativismo se llama eso- pero no es así. Usted habla de corbatas y comer con cuchara. Yo le hablo de vacunas, de hacer una tomografía axial computerizada, de internet, de un computador, de que a mi mujer no le corten el clítoris por ser mujer, de que a mi mujer no la llamen puta por ir con una minifalda, de que a mí no me metan en la cárcel por escribir esto ni a usted tampoco.

    Decir y repetir hasta el agotamiento que no somos mejores que nadie y que todos somos iguales ha llevado a mi amigo Matthias que vivía en un barrio de Amsterdam a mudarse a Madrid. ¿La razón? Que él vivía muy libre con su marido -dos señores homosexuales- e iban de la mano por la calle. Ahora el barrio se ha llenado de musulmanes que los insultan y que les tiran piedras. Musulmanes que intentan convertir el país que los ha acogido en una copia del lugar de donde provienen. A eso nos ha llevado nuestra tolerancia, nuestra insistencia en repetirnos que Occidente no es mejor que nadie. Pues sí que somos mejores que ellos, aunque nadie se atreva a decirlo ya. Somos mejores porque habíamos conseguido que los homosexuales fueran de la mano por la calle y ahora no lo hacen.

    Y los buenísimos aztecas se comían a sus vecinos, y los indios brasileños les regalaban las mujeres a Magallanes a cambio de unos espejos. Léase el relato de Pigafetta. Está todo ahí.

    España llevó sangre y muerte. Claro que sí. Pero llevó métodos de cultivo, hizo gramáticas de las lenguas indias y fundó universidades que aún subsisten. Llevaron civilización, aunque usted crea que eso no existe. Al igual que Alejandro Magno o los romanos después.

    Gracias y perdón por extenderme.

    • Mario Roberto Molina dijo:

      Estimado Jerjes, desde ya agradezco su comentario. Ahora vamos al grano sobre algunas cosas que usted desliza en su análisis. La gente de izquierda como la llama usted, no vive mortificada por la culpa, simplemente entiende que cualquier análisis que se haga de la realidad pasada o presente está atravesada por la ideología. La Historia (o las historias) no se entiende por sí sola, tiene interlocutores. Muchos de ellos prefieren transmitir una versión que engaña a las clases explotadas y menos favorecidas (que sostienen bajo sus hombros a todo el resto de la sociedad hipócrita), y otros preferimos no hacerlo. Referido al supuesto “moralismo” que acusa en mis escritos, déjeme decirle que sabemos muy bien que cada cultura es capaz de cometer actos humanistas como totalmente destructivos. Por eso no negamos, por ejemplo, que el Imperio Azteca ejercía un dominio estricto sobre los pueblos en su área de influencia, pero eso no significa que como latinoamericanos tengamos que negar nuestra historia, que tiene su origen en esas culturas que la colonización europea pisoteó de forma terrible. Para entender nuestra historia usted no puede guiarse por los parámetros de la historiografía española, así como nosotros para aprender de ustedes también tenemos que analizar historiadores europeos. Es el intercambio entre las culturas los que nos hace más maduros. Desde luego, siempre existirán algunos que no querrán hacerlo. Cortés, fue uno de esos. Es verdad que hay que entender la mentalidad del castellano del siglo XV según el contexto de la época, pero también es verdad que él negó totalmente la mentalidad del pueblo al que sometió…

      Por supuesto que hemos recibido elementos de las culturas europeas, y somos herederos de muchas tradiciones distintas, pero usted no puede pretender que veamos el asunto solamente desde las ventajas de la “civilización” que usted recomienda. Fíjese que para obtener esas ventajas civilizadoras hubo gente que tuvo que dar la vida por ello (y la sigue dando ahora, vamos!), así que recordarlas no es tener culpa, es tener MEMORIA, porque es eso lo que nos hace ser mejores, aprendiendo de la dialéctica de la historia. Así como usted me recomienda la lectura de Pigafetta, yo le sugiero que lea libros de Historia Americana. Verá que los pueblo de América no tenían nada que envidiarles a los romanos.

  20. Jerjes dijo:

    Estimado caballero:
    La ideología no es un buen instrumento para analizar la historia, como tampoco un fervoroso creyente católico es un buen analista acerca del ateísmo.

    No se puede analizar la historia desde postulados ideológicos, como tampoco se puede analizar la razón por la que uno se persigna al entrar en una iglesia, analizando la composición química del agua bendita. Aunque, por ejemplo, quienes persiguen una y otra vez el consumo de drogas insisten en analizar la droga fuera de su valor simbólico y ritual. La gente no se droga por la composición química de la heroína.

    De igual manera, no se puede trasladar nuestra bondad y nuestra forma de entender las cosas a la mentalidad de un castellano del siglo XVI -tampoco la de un azteca-. Los aztecas, al igual que Cortés, no creían estar haciendo nada malo. Sostenían su mundo del modo en que sabían y creían que su vida se apagaría si no lo alimentaban con sangre.

    Nadie le pide que niegue su historia, pero con demasiada frecuencia uno oye a un mexicano o a un boliviano hablar pésimamente de los españoles. ¿Con qué intención? Un argentino o un mexicano o un ecuatoriano, aunque no le guste, es tan español como un señor de Madrid o Toledo. ¿Por qué ese afán de negar lo español y considerarse herederos de los indios de hace 500 años? Aunque no les guste, la sangre española corre por sus venas. Igual que por la sangre de un español hay sangre cartaginesa, árabe, judía, romana, griega, fenicia y visigoda. Por supuesto que están en su derecho de no querer ser “medio españoles” pero es absurdo. Igual que si yo digo mañana que no soy hijo de madre. Estoy en mi derecho pero es absurdo. Como si mañana digo que no soy humano sino avestruz. Pues de acuerdo.

    ¿Por qué ese afán de insistir en que ellos no tienen nada que ver con los españoles? El mestizaje se produjo aunque a ellos no les guste. De igual manera que un español puede decir que él no tiene nada que ver con un romano y que es íbero. Qué bien. Se salta 2.000 años de historia y se considera a sí mismo hijo de íbero o celta, cualquier cosa antes que tener algo que ver con Roma. Puede decirlo pero es absurdo. Uno es hijo de todos los que vinieron antes que él.

    ¿Por qué esa idolatría y adoración por lo que no existe? ¿Por qué renegar de lo que uno es, reduciendo la historia a un cuento de buenos y malos? También los romanos llegaron matando y asesinando y hubo lenguas que se perdieron. ¿y qué? Trajeron acueductos, arados, leyes y paz. Mucha paz para que la gente viviera bien que es, yo creo, lo que todos queremos. ¿Se cree que si hablaramos celta en lugar de latín seríamos más felices? Esa idolatría de los elementos culturales es un absurdo. Ese pasado que se añora y que se considera perfecto y edénico consistía en unas tribus que comían, cazaban, defecaban y se reproducían. Y que se mataban entre sí con más saña que los propios romanos. Y que ni siquiera fueron capaces de escribir un tratado de física, matemáticas o una obra de teatro.

    Nadie le pide que se olvide de sus antepasados fueran quechuas, aymaras o aztecas, pero mi pregunta es. ¿Por qué ese ejercicio de memoria ha de hacerse renegando y maldiciendo lo español?

    Yo puedo ser un experto en el mundo celta o íbero pero no por eso tengo que empezar a decir que los romanos eran asesinos y que ojalá no hubieran venido. Claro que sí, por poder, puedo decirlo, pero es absurdo. Yo también puedo decir que no soy hijo de mis padres y abuelos, y que soy filipino con sangre esquimal, pero es mentira.

    La historia de la humanidad es historia de guerras y conquistas. Es historia de lenguas que se perdieron, pero nacieron otras. Es historia de ciudades arrasadas pero nacieron otras. Es historia de pueblos aniquilados, pero nacieron otros.

    Somos así nos guste o no. ¿Por qué esa insistencia en entender la historia con ese profundo rencor, con ese hondo resentimiento? ¿Por qué esa insistencia en creer que el pueblo dominado era mejor que el dominante? ¿Por qué ese afán de adorar algo que no conocimos y qué quizá era horrible?

    Usted y yo podemos estar horas hablando de la bondad de los guaraníes, pero usted y yo sabemos que un chileno, un venezolano o un panameño quiere tener su casita, con su agüita caliente, con su novia cariñosa, con su trabajito, con su sueldito y que no le roben. Y se morirá sin haber usado más de 3.000 palabras de su lengua y sin haber dedicado más de 15 minutos en toda su vida a hablar sobre la riqueza de su sistema verbal o a pensar en el legado que dejará a la posteridad.

    Esos pueblos que usted tanto adora y por quienes tanto se llora y padece, eran igual de vulgares que usted y yo y se preocupaban de la cosecha y de que lloviera cuando tenía que llover.

    ¿Por qué ese eterno rencor? Además, ese rencor solo sirve para evitar aceptar las responsabilidades propias. A un americano de hoy en día le viene muy bien tener siempre a los españoles a mano para echarles la culpa de todo lo malo que le pasa. ¿Usted se imagina a un español de hoy echándole la culpa a un romano de la falta de trabajo o del alza de los precios? Hace 200 años que no hay españoles y siguen echándoles las culpas. ¿Dentro de 400 años seguirán con esa cancion? ¿O quizá comenzarán a asumir que si las cosas van mal es porque ellos lo hacen mal?

    El rencor lleva al victimismo y el victimismo es una manera simple y necia de entender la causa de las cosas. Nada más fácil que sentirse víctima de conjuras universales y así jamás asumir las propias responsabilidades.

    Por cierto, se equivoca, mis libros de historia son siempre hechos por autores como Hugh Tomas o John Elliott, nada sospechosos de ser españoles. Nací en Chile y vivo en España, así que algo sé de ambos mundos.

    Un saludo afectuoso para usted.

    • Mario Roberto Molina dijo:

      Hola Jerjes, no voy a extenderme demasiado. Sólo quiero decirle que no encontrará en mi respuesta anterior una negación de los aportes culturales hispanos, sino simplemente una reivindicación de otros aportes que también forman parte del proceso histórico americano, como los aportes de los pueblos originarios. No es un hecho casual que gran parte de la población de la región sea mestiza e indígena. Negar ese pasado sería una omisión importante de la Historia americana. No lo hago por rencor, ni por pasión beligerante contra los europeos, ni por buscar un “purismo” (nada más lejos!), ni por banderas nacionalistas, ni por repartir culpas; sino por respeto, por la memoria, y porque es parte de nuestra identidad colectiva nos guste o no. Y sobre todo porque no creo que sirva siempre entender las culturas en términos evolucionistas. Que los pueblos originarios se hayan organizado en bandas, tribus y confederaciones, no implica que una forma sea mejor que otra, o que una forma sea más “evolucionada” que otra. Resolvieron su relación con el medio de la mejor manera que pudieron, al igual que tratamos de hacerlo hoy en nuestras sociedades. Hemos tratado el tema de la Conquista en otros escritos y comentarios del blog, e incluso recibido colaboraciones más respuestas cruzadas con colegas de España, siempre con el mayor de los respetos. Notará que en artículos posteriores hemos incorporado otras cuestiones y categorías, sin tener que prescindir por ello de la ideología (que al menos para nuestro equipo de redacción sí es un factor importante, y no la vemos como un dogma) ni la rigurosidad historiográfica (o cree que todo lo que decimos es relativo?). ¿Por qué no hablar de culturas antiguas en el presente? ¿Por qué no discutir sobre los puntos que nos parecen discutibles? ¿Cuál es el problema en que nos guste hablar de una determinada cultura? Éste es un espacio creado para hablar de esas y muchas cosas más. ¿Por qué no hacerlo? Nuevamente le agradezco su comentario, y también le saludo afectuosamente.

  21. janeth dijo:

    esta informacion no sirve de nada para nada me sirvio estaria bn q metieran mas informacion importnate no tonterias

  22. Pedro Elias dijo:

    Saludos a todos, es verdaderamente curioso como nos cuesta ponernos de acuerdo un lado defiende una tesis, otra la suya y un grupo que vamos por la calle del medio siendo neutral. Sin darnos cuenta volvemos al pasado donde unos quieren imponer su ideologia y sus métodos para salirse con la suya. Más allá de eso tenemos de nuestros ancestros información valiosa para curarnos de males que viene viajando de generación en generación, señores les aseguro que el llegar al origen nos brinda la maravillosa oportunidad ubicar la herida para extraer de ella la semilla de la sanación. En la herida esta la semilla de la sanación. Me gustaria explicarles más, pero algo me dice que deben averiguarlo ustedes solo les recomiendo los libros de Bert Hellinger y sus contelaciones sistemicas o familiares.
    Volviendo al principio les confieso que estoy buscando información para el mejor de los fines de Monctezuma y sus origenes o ancestros, les agradezco enormente su colaboración.l

  23. gabriel... el vampiro cervantes dijo:

    Hola que tal…he leído diversas opiniones acerca de la conquista de México,como todo cada quien tiene opiniones personales.unos dicen que la oratoria de cortez,otros que la similitud física de este al dios Quetzalcoatl,otros que malinali(malinche).Dentro de todo esto cabe destacar en cierta forma la ignorancia del pueblo azteca ante la malicia española.la diferencia de pensares con esto me refiero a la forma en como veían los españoles el mundo y la forma en como lo veían los aztecas .Los aztecas creían en diversidad de dioses, eso los confundía,si hago esto tal dios se va a enojar ,si hago lo otro pasara lo mismo pero con otro dios,todo estaba lleno de ignorancia de supersticiones, en cierta forma no sabían como enfrentarse emocionalmente a su enemigo, tenían todo el material físico armas,hombres pero no lo espiritual.En cambio los españoles,zarparon al nuevo mundo con un objetivo principal que era el hacerse de riquezas y de un nombre importante para ser aceptados por la sociedad noble.
    todo se les facilito al conquistadores con esto,luego mezclamos ignorancia con odio de otras tribu,esto llevo al fracaso a los aztecas.
    Nosotros no sabemos como se sentía Malinali emocionalmente,yo creo que ella sentía resentimiento, rencor por una sociedad que no sabia de otra cosa que no fuera guerra ella lo quería era que su mundo cambiara para bien,por lo mal que le había ido en la vida por eso le facilito a cortez sus servicios.
    En conclusión lo que quiero decir es que la guerra fue perdida por la inocencia de los aztecas,ente un nuevo mundo malicioso.
    bye

    • Mario Roberto Molina dijo:

      Gaby, gracias por comentar. Algunas cuestiones sobre tu comentario: Cuidado con guiarse demasiado con la tesis de la inocencia. Los conquistadores masacraron a las comunidades originarias y en otros casos se mimetizaron manteniendo un régimen de sometimiento, pero los aborígenes eran tan despiertos como nosotros lo somos hoy, de hecho los aztecas eran una fuerza militar de carácter imperial porque sometían a las otras comunidades cercanas. La cosa pasaba por otro lado, por el desconocimiento del conquistador, de éste nuevo protagonista que entra en su mundo, y no cuadra en el mundo al que estaban acostumbrados ellos. Cuando se dieron cuenta de las verdaderas intenciones de éstos tipos ya era tarde. Por otra parte, dices que los españoles sólo vinieron por el oro y la movilidad social que generaría el Nuevo Mundo. Es cierto, pero hay que tener en cuenta que las sociedades europeas también eran “superticiosas”, y hasta fanáticas, porque venían a evangelizar “en nombre de Dios”, que era justificación de todo accionar y negocio, sea material o espiritual. Para los aborígenes la conexión con los dioses era su mundo, para las sociedades europeas la conexión espiritual era garantía de cualquier empresa material, y lo consideraban normal, aún con sus contradicciones (ésto lo podés ver con el proceso de la “Reconquista” del mundo árabe, buscá que el tema es apasionante). El personaje de la Malinche es enigmático, y muy interesante: ¿traidora, miedosa, amante, luchadora de la vida, o sobreviviente del nuevo orden de las cosas? Cada quien debe pensarse la respuesta, como vos decís, es difícil saber totalmente lo que pensaban en otras épocas.

  24. Lorena dijo:

    hola
    me es muy útil esta página, me estoy preparando para el examen de historia américana,y la verdad que no solo del artículo sino también de las distintas opiniones que se vuelcan me permiten expandir y poder ver distintas dimensiones de lo que significo el encuentro de dos “mundos” que a su vez aportan lo suyo de forma inconsciente o consciente en la construcción de nuestro mundo actual.
    Saludos

  25. Daniel García Delgado dijo:

    El comentario de Montezuma y Cortez no pudo ser más fiel a la realidad, en verdad se acerca mucho a los que los dos personajes hicieron, uno visceral y el otro más consciente de sus acciones. Montezuma era realmente un emperador su palabra según él valía más que sus acciones tanto así que ordenaba a victizimar lo incomprendido, por temor a él y a su ignorancia cosmológica, era buen anfitrion era buena persona pero perdía le costaba la verdad, su verdad. Cortés llegó en caracter de expedicionario, no llegó en plan de conquista porque no tenia los medios físicos para lograrlo, pero al llegar y ver el caos social y totalmente ajeno a la realidad de México, se vio en la necesidad de hacer algo al respecto, su vocación espiritual se lo exigía, su voluntad de fé a su religión tenía más verdad al principio. Tanto a ello que ahora somos un país más católico que politeista, apreciamos la bondad de la vida, de lo que nos da la naturaleza pero no profesamos tanto esa fe o costumbre. Si no que dejamos todo a algo más allá de nosotros, alguien ajeno externo que nos haga sentirnos bienvenidos a este mundo raro y lindo, nos apegamos a los justo a lo sincero a lo que nos hace llorar y reir al mismo tiempo. A eso le llamamos Dios y no Madre Naturaleza, Dios Padre… Los españoles al querer profesarnos la religión cristiana tocaron hilos verdaderos en un principio, que encausaron la rebelión de los pueblos, la caida del imperio azteca en mano de los mismos mexicanos y españoles.
    Ahora seguimos igual, la mayoria ni somos indios ni españoles, ni los güeros son españoles pero si mestizos, somos mestizos desde que españoles nacieron ya en México, ya ni somos indigenas ni españoles, somos más mexicanos que nada. Y la verdad ni orgulloso me siento del todo, ni virguenza da el haber elegido en que país nacer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>